The Blog where 'visual candies' are

Me voy a Australia: Los visados

El gran problema de la isla de los canguros, el proteccionismo frente a los inmigrantes. Problema para nosotros, que tenemos la intención de entrar, porque para ellos es una maravilla de sistema organizado y controlado.

El caso es que, una vez decidido nuestro destino empezamos con la búsqueda de posibilidades legales para permanecer el tiempo deseado en el país. A mi chico, que es italiano, le resultó todo relativamente fácil gracias a la Work & Holliday Visa. Para quien no esté muy puesto en el tema de visados, se trata de una visa pensada para gente joven que (hoy en día en manadas) llega a otro país con su mochila a cuestas con ganas de vivir una gran experiencia sin tener que preocuparse por líos burocráticos ni papeleos en embajadas. Como su propio nombre indica, esta visa permite a los menores de 30 años, trabajar y/o viajar por el país durante un año, pudiendo salir y entrar del mismo sin ningún problema.

De modo que, o bien directamente con las embajadas o con compañías como la que contactamos nosotros, Visa First, se puede solicitar este visado e incluso un pack de Bienvenida muy útil junto con la visa.

¿Que bonito y que fácil parece todo así verdad? Pues aquí llega el problema, Australia y España no tienen acuerdo de Visa Work and Holliday. ¡Bien! ¡¡La primera en la frente!! De modo que aquí empezaron (y aun no han acabado) mis líos burrocráticos.

Tras analizar todos los visados posibles y los requisitos necesarios para solicitar cada uno de ellos, la única solución ha sido la de pedir una e-Visitor Visa, es decir, un visado de turista normal y corriente de 3 meses. Que se solicita de manera gratuita en la web de inmigración del Gobierno Australiano.

Pero… ¿luego que? Pues mi intención es permanecer entre canguros y koalas durante todo un año (ya que hoy en día considero que hasta que no se llega al año la aventura no es aventura, sino viaje de placer), así que antes de que se acaben mis tres meses de Visa de Turista tendré que buscarme la vida para conseguir alargar mi  estancia.

Opciones:
– Estudiar un curso que te permita conseguir la Student Visa
– Conseguir un trabajo que me esponsorice un visado de trabajo.
– Conseguir ingresos justificables fuera del país, más motivos relevante para pedir (pagando) la Turist Visa.

Cada una de estas opciones tiene sus pros y sus contras… y ninguna es pan comido, pero… está claro que si estoy dispuesta a viajar hasta las antípodas no voy a acojonarme ahora por un poco de burrocracia… O si? Ya veremos como evoluciona esto…

Que mejor canción para acompañar este post que “Buscando Visa para un sueño” de Juan Luis Guerra
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Basic HTML is allowed. Your email address will not be published.

Subscribe to this comment feed via RSS